Vitaminas y minerales para potenciar

La ingesta regular de alimentos saludables y suplementos biológicos que contienen un complejo de vitaminas y minerales estimula el sistema reproductivo y mantiene los niveles normales de deseo sexual. Un hombre debe tomar alimentos fortificados y mineralizados, teniendo en cuenta las dosis recomendadas.

vitaminas en productos y tabletas para potenciar

Vitaminas para mantener la salud sexual

Vitamina B

La vitamina B1 en una dosis de 1, 5-2, 5 mg se puede obtener a partir de arroz y avena sin procesar, pan integral, brócoli y coles de Bruselas, ciruelas y nueces, arándanos y espino amarillo, así como carne de cerdo y res, aves y yema de huevo. Los hombres necesitan vitamina B1 para:

  • restauración de los sistemas nervioso, cardiovascular y digestivo
  • aumentando la intensidad de la circulación sanguínea
  • activación de la actividad cerebral
  • restaurando el apetito
  • retrasar el envejecimiento

La vitamina B6, requerida por los hombres en una cantidad de 2 a 2, 5 mg al día, se encuentra en las nueces y la mía, las patatas y el maíz, el trigo sarraceno, los cereales de arroz y trigo, los aguacates y los plátanos, las verduras de hoja verde y las zanahorias, las ostras y el hígado de bacalao. La sustancia mejora el metabolismo de los lípidos, mejora la función protectora del cuerpo, aumenta la resistencia al estrés y la fatiga.

La vitamina B9 en una dosis de 0, 2 mg se puede encontrar en el queso y la leche, el salmón y el atún, el cordero y el pollo, los melones y los albaricoques, los dátiles y la calabaza. El ácido fólico actúa sobre el cuerpo de la siguiente manera:

  • contribuye a la mejora del hígado y los órganos digestivos
  • apoya el sistema inmunológico
  • asegura una piel sana

La vitamina B12 en la cantidad de 2 μg ingresa al cuerpo junto con los productos de soya y las algas, el pescado y la carne de res, las ostras y los huevos de gallina. La sustancia previene la aparición de la demencia senil y elimina el insomnio, mejora el estado emocional, activa los órganos reproductores y aumenta la cantidad de espermatozoides en el líquido seminal.

Vitamina C

La vitamina C, que se toma en una cantidad de 100 a 400 mg, se encuentra en naranjas y sandías, arándanos rojos y cerezas, peras y granadas, kiwi y limones, leche y repollo, patatas y cebollas, pimientos y tomates, espinacas y acedera. .

La ingestión de la vitamina en el cuerpo produce efectos antioxidantes, antiinflamatorios y antialérgicos. La tasa de hematopoyesis mejora, las paredes de los vasos sanguíneos se fortalecen, la fuerza del sistema inmunológico aumenta, el riesgo de cáncer se reduce, el trabajo del esófago se acelera y se reduce el nivel de colesterol. El estado de ánimo y la resistencia al estrés aumentan, el cuerpo se libera de toxinas.

Vitamina D

La vitamina D debe ingerirse en una cantidad de hasta 10 mcg por día. Una fuente de sustancias útiles puede ser el aceite de pescado y la yema de huevo, la leche y la mantequilla, el caviar y el queso, la ortiga y el perejil.

Tomar la vitamina proporciona el fortalecimiento del tejido óseo, la normalización del metabolismo y un aumento de la actividad gástrica e intestinal, la mejora de la composición de la sangre y la restauración de la función renal. La vitamina D reduce la susceptibilidad del cuerpo a enfermedades infecciosas y cambios malignos. El riesgo de desarrollar diabetes mellitus, aterosclerosis y artritis disminuye, se restaura la función de la glándula tiroides.

Vitamina e

Para mantener una cantidad suficiente de vitamina E, es suficiente tomar de 12 a 30 mg al día. Productos como girasol y mantequilla, aceite de oliva y soja, hígado de res, frijoles y guisantes, leche, pan y manzanas se distinguen por un alto contenido en vitamina E.

La ingesta de vitamina E en el cuerpo conduce a una mayor regeneración de los tejidos, un aumento en la tasa de circulación sanguínea y la eliminación de procesos estancados. La sustancia normaliza la presión arterial y fortalece los capilares, previene la anemia y alivia los calambres en las extremidades. La vitamina E afecta la salud de las células nerviosas y la condición del tejido muscular. Favorece la formación de colágeno y fibras elásticas, aumentando la elasticidad de la piel.

Minerales para mantener altos niveles de libido

Se requiere que el zinc se tome a 15 mg por día. Una cantidad suficiente de minerales útiles se encuentra en el cordero y el cerdo, la levadura de cerveza y el trigo, las semillas y los huevos de calabaza y la mostaza.

El zinc tiene un efecto curativo de heridas, mejora la composición de la semilla y es una prevención eficaz de la infertilidad masculina. El mineral ayuda a prevenir enfermedades de la próstata, aumenta la fuerza y la resistencia y mejora la actividad mental.

El selenio debe consumirse en una cantidad de 5-7 mcg por día. Las fuentes naturales de este valioso mineral son las plantas icónicas, el hígado y los riñones de res, los mariscos, los champiñones y el ajo.

La acción del selenio es la capacidad de resistir la acción de los radicales libres y proteger al organismo del envejecimiento acelerado. Una sustancia con propiedades antioxidantes contribuye al mantenimiento de la salud celular, el funcionamiento normal del músculo cardíaco y la circulación sanguínea. Una cantidad suficiente de selenio le permite evitar deformidades patológicas y relacionadas con la edad de la columna, las extremidades y las articulaciones.